alojarte en un ryokan

entradaPreparativos. Sobre las 14:00 horas todos los preparativos han finalizado para recibir a los huéspedes. Los japoneses creen que el estado de ánimo de los empleados de un establecimiento de ese tipo se contagia a sus huéspedes, por lo que se promueve la serenidad, la calma y la buena disposición. Normalmente, al entrar por primera vez en un ryokan serás recibido por el okami (gerente), acompañado de un grupo de empleados. Todo ésto, claro está, dependiendo de la categoría del establecimiento. Una vez que se han recibido los saludos en forma de inclinaciones por parte de los empleados, los huéspedes son invitados a sentarse en el hall mientras se finaliza con los trámites del registro. Normalmente, y dependiendo siempre de cada ryokan, la hora de registro suele ser alrededor de las 15:00 horas. El lobby de los ryokan suele ser una austera sala de madera con sofás para descansar y con unas vistas relajantes al jardín.

dormir en un ryokanLas habitaciones. Normalmente en un ryokan no se limitan a entregarte una llave de tu habitación, sino que serás acompañado por una Nakai-san (se puede traducir por doncella o mozo de equipajes), quien te llevará la maleta y enseñará la habitación. Durante este trayecto la Nakai-San te enseñará las distintas instalaciones del ryokan. En muchos de este tipo de establecimiento es casi obligado desprenderte de tus zapatos en la entrada, por lo que te facilitan unas zapatillas que puedes utilizar en el interior. Muchas veces el suelo está cubierto de tatamis (esteras de una medida determinada), por lo que el uso de zapatillas se hace obligatorio. las habitaciones están decoradas a la manera tradicional (Washitu) vídeo: paredes, techo y suelo de madera, con una mesa baja en el centro (zataku) y sillas carentes de patas (zaisu), con cojines sobre ellas (zabuton). En las habitaciones más lujosas puedes encontrar este mismo tipo de asiento con brazos (kyosoku). Las habitaciones del ryokan disponen de enormes ventanales (shoji), realizados en madera y papel de arroz, con vistas al jardín. A veces disponen de un espacio exterior a modo de porche (engawa) desde el que poder disfrutar mejor del exterior. Si desciendes de este pequeño porche elevado al jardín propiamente dicho deberás usar geta (chanclas de madera) o setta (sandalias de cuero). No existe una cama propiamente dicha, sino un futón que se coloca directamente encima del tatami. Los baños son la pieza del dormitorio que suelen estar más occidentalizados, ya que a pesar de la simplicidad y belleza de la decoración japonesa, los baños tradicionales son poco funcionales. Los tatamis de los ryokan son cambiados periódicamente, lo que aseguran un nivel óptimo de higiene y una fragancia especial de naturaleza. Una vez acomodado en tu habitación la Nakai-san te llevará una bandeja con té y dulces en señal de hospitalidad y entablará una pequeña conversación sobre la preferencia en cuanto a comidas, horarios, etc. Durante esta conversación se mantienen en una postura denominada chugoshi (con las piernas dobladas, apoyando el cuerpo sobre los talones). En el baño encontrarás un yukata (quimono de algodón), para hacer así más cómoda tu estancia. Existen diferentes tipos de yukata: para hombre y mujer, dependiendo de las estaciones, etc. Incluso una gran variedad de modelos y colores para que puedas elegir (siempre dependiendo de la categoría del ryokan). vídeo

Comida. Con un”Ohayo-gozaimsu!” (buenos días), los empleados del ryokan sirven a primera hora de la mañana una de las comidas que los japoneses consideran más importantes: el desayuno vídeo. Los desayunos, consistentes en una comida tradicional (washoku), ofrecen arroz, sopa de miso, pescado a la parrilla y tsukudani (pescado cocido acompañado de salsa de soja y azúcar). Las comidas son preparadas de una manera extravagante y minuciosa. En algunos ryokans el desayuno tradicional se ha transformado en un buffet occidental. En cuanto a la cena, suele estar preparada con la misma minuciosidad y delicadeza, utilizando ingredientes de temporada. No son sólo manjares para el paladar, sino también para la vista. La cena suele ser servida en la habitación por la Nakei-san, que realiza una previa explicación de cada plato. Japón es una isla de origen volcánico, y en muchos ryokans utilizan el calor que despide la tierra por orificios naturales para calentar los diferentes platos. vídeo

¿Cuánto cuesta alojarse en un ryokan? Depende de la categoría del establecimiento, pero los precios oscilan entre los 6.000 a los 20.000 Y. En el precio suele estar incluídos desayuno y cena.

Leido en “Viaje a Japón”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: